miércoles, 23 de marzo de 2011

SOCIEDAD RURAL: CARTA CERRADA


"La Sociedad Rural Argentina al país"

En el primer aniversario del Gobierno de las Fuerzas Armadas
Hoy hace un año que el país se debatía en la más profunda de las crisis por las que ha atravesado en su historia.
La corrupción, la falta de autoridad, el desgobierno, el crimen como medio político, eran caracteres dominantes de la situación. En lo económico, la inflación descontrolada y el desorden fiscal eran insostenibles. Se estaba al borde de la cesación de pagos; en suma, el país se desintegraba.
En esos momentos todos estábamos dispuestos a dar cualquier cosa por tener garantías mínimas de vida y de bienes, por volver a respirar aire puro.
Fue en tan graves circunstancias que las Fuerzas Armadas tomaron las riendas del país con patriótico empeño, para evitar su desarticulación total. Su advenimiento al gobierno fue apoyado por todos. En aquel momento nadie medianamente informado creyó en la posibilidad de revertir la situación en un plazo breve.

Un año después, juego de una ardua labor, varios e importantes son los logros materializados. Quizás mayores aún de lo que nos puedan parecer sin la suficiente perspectiva.
La guerrilla apátrida y brutal, amparada en buena medida por las anteriores autoridades, ha sufrido rudos golpes y está en franca retirada. Ahora se dedica desde el exterior a atacar al país a través de la prensa izquierdista, cínicamente abusando de la calificación de derechos humanos, que ellos jamás quisieron respetar.
Sin embargo, queda mucho por hacer. Es indispensable reforzar el proceso dándole otro ritmo, lograr definiciones y tomar decisiones que hacen al fondo del mismo y que son necesarias para proyectar a la Nación hacia su modernización, conforme al plan económico inicialmente enunciado.
En efecto, debemos desarmar el andamiaje creado por casi 35 años de una lenta pero sistemática estatización socializante, que en definitiva ha demostrado su fracaso al empobrecernos a todos y al no haber dado los frutos que algunos sectores ansiosos, confundidos o equivocados, esperaban de su aplicación.
Este proceso requiere el apoyo y sacrificio de todos los sectores, sacrificio que deben hacer no sólo los empresarios y los obreros, sino especialmente el Estado, dando el ejemplo a través del reordenamiento presupuestario, que ya ha comenzado la liquidación de las empresas estatales y el redimensionamiento de la burocracia.
Ahora no debe dominarnos la impaciencia. Volvamos nuestra memoria al 24 de Marzo de 1976 y comparemos la actual situación con aquella, recordemos etapas similares y veremos que las experiencias pasadas nos indican la inconveniencia de actitudes demagógicas, de aperturas políticas prematuras, que pueden entorpecer o demorar una efectiva recuperación del país en todos los órdenes.












NOTA DE LA AUTORA: Lo que han leído es una transcripción de la atroz Carta Abierta de la Sociedad Rural ilustrada en la foto. Es repudiable no sólo por lo que hoy podemos interpretar luego de todo lo que fue el proceso y sus consecuencias históricas, sino también porque fue publicado el mismo día que el periodista argentino desaparecido Rodolfo Walsh publicó la Carta Abierta a las Juntas. Fue aquella la que detonó la planificación de su desaparición física. Resulta curioso que ésta carta se oculte en los medios masivos de comunicación, incluso en el medio informático que es el que mayor información aguarda, también hay escasez de datos sobre esta carta.

Me pregunto por qué sera, siendo una carta que se publicó en el diario La Nación como comunicado al pueblo.
¿Será que no quieren mancharse?
Esta carta evidencia el significado que le damos a la palabra Nación. Es importante aprender, conocer y experimentar nuestra historia viva, más que nunca un día como hoy, que nos enseña a ubicar los sectores que tomaron el poder en el Gobierno Militar aparte de las FFAA. La memoria, para no repetir los mismos errores y HORRORES de la historia. La justicia, que resuelve los conflictos pendientes -que llevan a cuestas el maldito tiempo- pero los logros obtenidos como la reapertura de los juicios que hizo que hoy gran parte de los altos mandos y autoridades esten presos, como también motiva a continuar por la búsqueda de los hijos y nietos de los desaparecidos. Asimismo, los responsables civiles aún impunes. Y por último la verdad, llega con los cambios, las reformas y transformaciones en el seno de la sociedad, en las próximas generaciones. Debemos saber que la historia nos aguarda grandes enseñanzas.

El marco histórico actual nos estimula cada vez más, la defensa y la lucha cotidiana por la VERDAD, LA MEMORIA Y LA JUSTICIA.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...