jueves, 7 de julio de 2011

MENOS PRESUPUESTO PARA LA EDUCACIÓN PORTEÑA

“El electorado debe tener en cuenta que Macri desfinanció la educación pública”

toma

La falta de inversión para mejorar el estado de las escuelas porteñas generó un fuerte repudio por parte de los alumnos. ANdeNes dialogó con los representantes estudiantiles de varios colegios tomados.

“Se están cayendo los techos y los baños están en mal estado. Esa es la realidad que vivimos todos los días”, se quejó Lola Irquiaga, secretaria general del centro de estudiantes del colegio Normal 1 y militante del PTS.

Ramiro Yordan, presidente del centro de estudiantes del colegio Esnaloa, explicó que decidieron tomar las escuelas porque “el electorado debe tener en cuenta que Macri desfinanció la educación pública”.

“Se instaló anoche la calefacción en el primer y segundo piso, aunque esa calefacción es de caldera y no de gas como establece el plan de obra. Además, los arreglos de albañilería que están haciendo son de material precario y no funcionan bien”, detalló Matías Botona, presidente del centro de estudiantes del colegio Manuel Belgrano.

Aldana, representante estudiantil del colegio Falcone, dijo que Macri incumplió las promesas que había hecho el año pasado. “De los planes de obras que nos prometió no se cumplió ninguno, no tenemos agua y funciona un solo baño en todo el colegio”, acusó.

El ministro de Educación porteño, Esteban Bullrich, dijo que las tomas son “políticas”. Pero lo que para el funcionario es una mala palabra, para los estudiantes es un derecho legítimo.

“Lo mismo nos decían el año pasado. Sin duda, estamos haciendo política, de la misma manera que es una decisión política del gobierno desfinanciar las escuelas”, señaló Aldana.

Si bien los estudiantes decidieron levantar las tomas antes del las elecciones porteñas, con el fin de facilitar la votación, aclararon que si no hay una solución edilicia para los colegios volverán a adoptar medidas de fuerza.

En un informe reciente, la Auditoría General de la Ciudad reveló que, a pesar de que el presupuesto educativo de la ciudad Buenos Aires fue creciendo en los últimos años, disminuyó el porcentaje efectivamente destinado a las escuelas.

Según el organismo, en 2010 el gobierno de Mauricio Macri ejecutó apenas el 40 por ciento del presupuesto destinado a infraestructura escolar. Como consecuencia de esta decisión política, ya hubo diez escuelas tomadas por los alumnos porteños, que reclaman las obras prometidas por el Ministerio de Educación.

“La subejecución fue notoria”, dijo Carlos Holubica, coautor del informe. “Más aún, debemos leer estos números en un contexto donde hubo grandes conflictos por el tema de la falta de mantenimiento en escuelas y, sobre todo, problemas recurrentes de falta de vacantes en el nivel inicial por falta de escuelas”, advirtió.

En 2007 los problemas edilicios de las escuelas motivaron la sanción de la ley de emergencia edilicia, que estableció la reparación urgente de los más de setecientos colegios en la Ciudad, aceleró licitaciones y permitió contrataciones directas. De esta manera, el año siguiente el presupuesto nominal se duplicó, aunque sólo terminó ejecutándose el 58,8 por ciento. “Es decir que por un lado hay un aumento nominal de los recursos destinados a infraestructura, pero por el otro lo que se lleva ejecutado termina estando por debajo del gobierno anterior”, sintetizó Holubica.

El estudio de la auditoría consigna que en 2007, último año de la gestión Ibarra-Telerman, la Ciudad invirtió 137,7 millones de pesos, de los 149,2 millones asignados a las escuelas; es decir, un 92,29 por ciento. El año pasado, de los 525,2 millones presupuestados (una partida tres veces y media superior) se ejecutaron apenas 212 millones.

Según el Miniserio de Educación de La Nación, la provincia de Buenos Aires asigna el 37,5 % de su presupuesto a la insfraestructura escolar y capacitación docente, mientras que la ciudad sólo destina el 26,2% a las escuelas. (ver: www.me.gov.ar/cgecse/geducacion.html).

La ciudad de Buenos Aires tiene el PBI más alto del país. Sin embargo, las provincias de Buenos Aires, Santa Fe y Córdoba la superan en un 10 por ciento en materia de presupuesto educativo. Dicho de otro modo, pese a que sus niveles de ingresos son menores, aquellas provincias asignan más dinero a las escuelas. La ciudad de Buenos Aires, por su parte, se ubica entre los 5 presupuestos más bajos destinados a la educación.

“El gobierno porteño tiene poco aprecio por la función del Estado. El propio jefe de gobierno no deja pasar oportunidad para hablar con desdén de las políticas del Estado”, dijo el Ministro de Educación, Alberto Sileoni.

07/07/2011


Extraído de http://www.andenes.gob.ar

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...