lunes, 31 de octubre de 2011

MENOS PREMIOS Y MÁS RESPETO


 Por Horacio Verbitsky 

Esta semana, la editorial Perfil me entregó su Premio a la Libertad de Expresión, compartido con la ensayista Beatriz Sarlo. Asistieron a la ceremonia, entre otros, el jefe de gobierno porteño, Maurizio Macrì; el diputado nacional Francisco de Narváez; las senadoras María Eugenia Estenssoro y Norma Morandini; los periodistas Nelson Castro, Rosendo Fraga, Magdalena Ruiz Guiñazú, José Ricardo Eliaschev y Luis Majul. También estuvieron el científico Alberto Kornblith, el editor Daniel Divinsky y el creador de la Red Solidaria, Juan Carr, quienes recibieron un Premio a la Inteligencia. Estas son las palabras que pronuncié al retirar el mío:
Agradezco de corazón este reconocimiento de una editorial cuya idea del periodismo es antagónica a la mía. Esta disidencia no impidió que el CELS llevara una causa contra Noticias al Sistema Interamericano de Derechos Humanos o defendiera ante la Justicia una asignación transparente de la publicidad oficial.
No debería sorprender. Ya Voltaire definió la libertad de expresión como un derecho de aquellos con quienes no estamos de acuerdo y la Corte Suprema de los Estados Unidos extendió su tutela a expresiones odiosas o repugnantes.
Evoco esta noche a mis compañeros de la Agencia Clandestina de Noticias ANCLA, creada por Rodolfo Walsh cuando la última dictadura suprimió junto a la libertad de expresión los derechos a la vida y a la libertad.
No me olvido de los periodistas detenidos sin orden judicial ni estado de sitio durante el primer gobierno de la democracia.
Recuerdo los proyectos para aumentar penas y crear nuevos delitos de opinión, los juicios contra periodistas y la sugerencia de aplicarnos la libertad del palo, del presidente que me querelló y me llamó terrorista de la pluma.
Tampoco olvido los asesinatos mafiosos de José Luis Cabezas y Adams Ledezma.
Es menos conocido que en diciembre de 2001 un gobierno moribundo intentó prohibir la televisación de las protestas masivas contra sus políticas y de la represión criminal que causó cuatro decenas de muertos.
Mi primera denuncia ante el Sistema Interamericano de Derechos Humanos, hace ahora veinte años, derivó en la derogación del desacato. Entonces comenzaron las querellas por calumnias e injurias. La causa de Eduardo Kimel, patrocinada por el CELS ante la Comisión y la Corte Interamericanas de Derechos Humanos, condujo en 2010 a la despenalización de esos delitos en casos de interés público.
También fuimos fundadores de la Coalición por una Radiodifusión Democrática, que inspiró la ley audiovisual vigente, que afirma la diversidad de voces reclamada por la Unesco. El relator para la libertad de expresión de las Naciones Unidas la exaltó como modelo.
La libertad de expresión es un derecho de todos los ciudadanos. Por eso, en 2003 rechazamos un proyecto del presidente interino, que lo reducía a fuero privilegiado de nuestro gremio, aberración corregida por la actual presidente en 2010 al promulgar la ley de despenalización.
En el momento de mayor libertad conocida en nuestro país, los periodistas debemos acostumbrarnos a que otros practiquen ese derecho sobre nosotros, sin ofendernos ni hacernos los perseguidos. La libertad también se ejerce tolerando que otros hagan lo que a nosotros tanto nos gusta hacer.
Al informar sobre el acto, la edición electrónica del diario Perfil ignoró por completo mis palabras, y en su lugar publicó opiniones de algunos de los asistentes. El semanario Noticias, de la misma editorial las publicó con un avieso recorte: omitió mi referencia a Rodolfo Walsh y la supresión de los derechos a la libertad y a la vida durante la dictadura militar; la orden de censurar la televisación de la represión a las movilizaciones de diciembre de 2001; la caracterización de la libertad de expresión como un derecho de todos y no un fuero privilegiado de los periodistas y el rol de la actual presidente en la despenalización de las calumnias e injurias en casos de interés público. Pese a dedicarle al tema la tapa y once páginas, con el exceso de once fotos mías, Noticias censuró en el reportaje que me realizó Silvio Santamarina las referencias que hice a la recuperación de la dignidad presidencial frente a los poderes fácticos, militares, eclesiásticos, económicos y mediáticos por parte de Néstor Kirchner y Cristina Fernández. El lector tampoco se enteró de que contrasté la despenalización, que en la Argentina permite la impunidad para cualquier crítica o incluso insulto a las autoridades, con las leyes y fallos judiciales restrictivos en países afines como Venezuela y Ecuador. Hubiera preferido menos premios y más respeto, hacia mí y hacia el público.



Extraído de Página 12 - 25 de septiembre de 2011

domingo, 30 de octubre de 2011

CORTITAS: EVOLUCIÓN DE LA DEUDA EXTERNA



x Monteaguda


La evolución de la deuda externa en la Argentina afecto al país durante más de 40 años. Con altibajos, los distintos gobiernos de facto y democráticos generaron aumentos significativos. Esta se compone de la deuda pública, contraída por el Estado y privada, por particulares. Se ha traspasado 5000 millones de dólares desde el Estado a las compañías privadas, que habían tomado préstamos en el exterior y por imprevisión se vieron en situación de riesgo.
El registro más alto de aumento de la deuda externa se dio en la última dictadura militar cívico-militar. Durante el periodo que va de 1976 al 2001 se acrecentó un 364%, por políticas tales como la desregulación del sistema financiero y la estatización de la deuda privada. Esto siguió durante el gobierno de Raúl Alfonsín, hasta 1989 con un 44% mas, y un intento fallido de revisar el origen del endeudamiento. Esta se intensificó durante el gobierno de Carlos Menem en sus dos períodos presidenciales 1990-1999; la implementación de la convertibilidad, la apertura a capitales transnacionales y la privatización de empresas estales aumentó un 123%. La crisis económica no tardó en llegar durante el gobierno de Fernando De la Rúa, en el que los compromisos externos aumentaron a través de políticas como el Mega canje y el congelamiento de depósitos.
La deuda externa fue uno de los factores macroeconómicos que desataron la severa crisis del 2001.
A partir del 2003, durante el gobierno de Néstor Kirchner, se empezó a saldar la deuda externa a niveles significativos, dejándola en un monto de US$130.827 millones según la publicación del Banco Central de marzo de 2011. Algo impensable en otras épocas. El plan de gobierno de Cristina Fernández de Kirchner es continuar este camino de reativación y crecimiento, en donde saldar al deuda externa es la base; la deuda condiciona la economía interna y el desarrollo del conjunto de la sociedad argentina.

sábado, 29 de octubre de 2011

SE HIZO JUSTICIA


Por Luis Bianco *



El miércoles presencié la sentencia de los represores sanguinarios de la ESMA. Los volví a ver cara a cara. Los recordaba como tipos tan “valientes”, prepotentes en el ejercicio de la impunidad que les daba el poder. Recordé los años de sufrimiento y de espera por mi hermana, Alicia Bianco, desaparecida el 30 de abril de 1976, y por mi madre, Mary Ponce de Bianco, secuestrada el 8 de diciembre de 1977. Sentado junto a mi hermana, Ana, me sentía un poco nervioso, un poco eufórico y también muy sensibilizado. En esa situación, un periodista me hizo una nota y di un perfil de mi madre. Me preguntó: ¿Qué espera de este fallo? Respondí: Perpetua, condena máxima por los asesinatos. A medida que pasaban las horas todo era confuso, no sabíamos por qué tanta tardanza. Percibí cierta intranquilidad en mi hermana, yo disimulaba mi ansiedad, cuando de repente hacen su entrada los represores. Astiz estaba ahí, con una sonrisa burlona y una bolsa de nylon en su mano. Tuve demasiadas emociones encontradas en ese momento. En mi corazón no había ni un atisbo de rencor hacia ellos, los observaba inertes, con gestos de deshumanización total, como muertos, mutantes... En ese momento repentinamente recordé a mi madre, por su lucha, su alegría, su tristeza y su incansable labor junto a Esther y Azucena, quienes fueron parte fundacional de un movimiento único en el mundo. ¿Tanto temor les tenían a estas madres para infiltrarse en su organización, secuestrarlas, torturarlas y asesinarlas? ¡Qué ilusos! Pensaron que estos pañuelos blancos se acabarían; al contrario, las inmortalizaron en su lucha. Hoy, gracias a estas tres Madres se los pudo juzgar, gracias a estas tozudas mujeres que volvieron con el mar para dar testimonio de los vuelos de la muerte. Hoy ellas están más vivas que nunca en la historia y en nuestros corazones, y acompañan todas las semanas a sus compañeras de lucha en la Plaza de Mayo. Siento una tranquilidad muy grande al saber que se hizo justicia con ellas y, por sobre todo, que en la lucha por la democracia en la Argentina salieron triunfadoras junto a los 30.000 detenidos-desaparecidos. Los compañeros de las organizaciones de derechos humanos estaban eufóricos: se había hecho justicia, nada más que justicia, sin venganza. Si hubiéramos actuado por venganza, seguramente nos igualaríamos a ellos y eso nunca sucederá. Porque en el país que nosotros queremos y luchamos lo más importante es la vida y el pensamiento de las personas. ¿O ustedes creen que las madres, políticamente, pensaban lo mismo? No, tenían diferencias; pero sabían que luchando juntas por recuperar a sus hijos eran mucho más fuertes y llegaron a ser indestructibles. Por eso su ronda siempre va a ser una caricia para nosotros, los hijos de esas madres que nos sentimos orgullosos por su valentía, pero por sobre todas las cosas por su inmenso amor hacia nosotros.

No puedo olvidarme de mi padre; en estos días voy a ir al cementerio a contarle que Mary, su mujer, es ciudadana ilustre de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, que está su pancarta en las manifestaciones, que tiene un espacio verde que lleva su nombre y que descansa en el solar de la Iglesia de la Santa Cruz, que fue el último lugar que pisó tierra libre. Yo, como hijo de Mary, quiero agradecer a todos los que han hecho posible este juicio: al gobierno nacional, a la Justicia y a todos aquellos que luchan por los derechos humanos.


* Hijo de Mary Bianco, Madre de Plaza de Mayo secuestrada el 8 de diciembre de 1977.

lunes, 24 de octubre de 2011

POESÍA: "CONDUCTORA DE LA NOCHE"

x Monteaguda


En la blanca noche despierta,

La insomne conductora.


Sus ojos bailan,

un nocturno de Chopin.


Sus armas,

Fundadas en sus ideas

Batallan

En el campo donde habita el rehén


Mientras,

La ausencia de él

Las caricias sobre el rostro

Replica.


¡Oh, océano retenido!

¡Ausencia de los ecos!

Es el rostro sobre este hielo

que se multiplica

tan frío como la muerte

que es ausencia ¡y nada más!


Entre los hombres y mujeres

Que corren a su alrededor

Pupilas titilan sobre el campo

que pasa de largo en la ventanilla

y el calor

en lo oscuro de su cuarto

No apaga el ardor

de sus sueños vivos.


Porque durante el Sol valiente,

las luchas del pasado

son las rompientes

que empuja sus ganas

Donde habitan

multitudes e individuos

que suenan

bajo su cama.


El rostro de él la abraza,

¡Oh la soledad de tu cuarto, Conductora!

Es como pintar a oscuras

el tornasol

De los lagos del sur.


¡Tu soledad, conductora!

Es como el océano mezclado con el cielo

Y una densa luz

Que pide que la mires como un ancla.


¡Abraza al pueblo Madre selva!

El dolor es fuerza,

Susurra

Insomne

en el bravío mar

te sumerges

hasta la luz del día

que te despierta

sobre la orilla.


Allí te espera el pueblo,

Y te rescata.



viernes, 14 de octubre de 2011

PEEEEEEERO



En la clases de periodismo te enseñan a no caer en las repeticiones y tampoco en abusar de las fuentes OFF de Record, esto es, aquellas personas o instituciones que piden expresamente que no salga su nombre. Ésta fuente es en sí dudosa. Entonces, se debe evaluar la relevancia de la información como para publicarlo, y luego, no pasar mas de dos declaraciones.

Estos últimos años, los medios monopólicos Clarín, La Nación y Perfil, usan y abusan de las OFF the record. También de las repeticiones, en particular, de la palabra PERO. Esta palabra parece ser una de las favoritas de sus editores -que corrigen muy bien por cierto, hasta a veces se olvidan de poner los nombres y apellidos, como una vez sucedió en una nota en donde dice: "Nombre y Apellido. mail: nombreyapellido@clarin.com.ar- por lo que parece formar parte de su manual de estilo.

"PERO", resulta una palabra que divide una oración en dos sintagmas, como si fueran dos oraciones, y se usa para que sus significados se contrapongan, para que limiten o restringan el primer sintagma.

Así escribe Clarín, "el gran diario argentino", quien historicamente se apoyo en la clase media como sus lectores predilectos. El matutino siempre se mostró como un agente de información que estaba en el lugar de los hechos, una especie de testigo que observa y describe. Sin dudas, ese contrato de lectura que proponía Clarín hoy no es tal, aunque podríamos pensar si alguna vez lo fue. En la comunicación hay un aspecto que es el marco ideológico que delimita que se dice y que no. Hoy Clarín está en una posición de la que no se vuelve: es como La Nación, un diario de argumentación política.

Por suerte nuestra sociedad se está dando cuenta que Clarín y sus medios amigos establecieron un monopolio que atenta contra la libertad de expresión del pueblo hace más de 50 años. Los monopolios limitan los recursos de los medios de comunicación, aparte de jugar con los gobiernos más nefastos y crueles de nuestra historia como la dictadura militar, en donde aquel gobierno de facto les hizo entrega de Papel Presa -caso que hoy se investiga a pedido de nuestra presidenta aunque con muchas trabas-.

Estos monopolios gobiernan la comunicación en nuestro país. Clarin y La Nación negociaron con TODOS los gobiernos y al que no le gustara bien lo tendría de enemigo. Esto le pasó a Perón en sus dos gobiernos y le pasa hoy al gobierno de Cristina. Es fundamental entender que la comunciación institucional de Clarín es una farsa -enunciar que es un mero agente de información- porque en sus tapas y notas omite gran cantidad de hechos trascendentales que el país vive sólo porque provienen del gobierno kirchnerista.

Un poco de historia. En este mismo blog hay tapas de Clarín. En la tapa de 1955, al día siguiente del bombardeo, el diario titulaba: "Total tranquilidad en el país". También, un día antes a las elecciones de 1945, la tapa del monopolio parece -o más bien es- un panfleto de Tamborini con su nombre y la imagen de su cara en tamaño gigante.
Hoy, su mérito periodístico es construir una realidad opositora al primer gobierno que les dijo que NO a sus intereses mezquinos. Los ejemplos exceden: todos los días se pueden leer en sus diarios. En Duro de Domar, el periodista Javier Romero los muestra y analiza.

Por esto es importante bloguer@s que tengamos en cuenta que nuestra actividad en la red no es suficiente y debemos seguir los pasos del monopolio para que de a poco, deje de serlo.
La ley de medios existe y es nuestra. Entonces, ¿como podemos permitir aún que no cumplan con la ley (siguen sin poner en la programación de Cablevisión a CN23, Paka-Paka y Telesur)?

A su manera, construyen la realidad mediatizada con un marco ideológico conservador y neo-liberal. Así, convierten esta realidad en agenda política y lo reproducen 24hs en sus programas de televisión y radios.

La oposición no es la gorda Carrió, no es Little Richard Alfonsín. Sostengo que la oposición es Magnetto y su gente, que realizan hace más de 50 años una comunicación restringida y dependiente a través de la elección de la información y sus formas de enunciar. Es lo que siempre fueron: elitistas y sectarios. Son los liberales anti-democráticos que si fuera por ellos, no tendría que haber Estado, no tendría que haber ley que caiga sobre ellos.

En conclusión; celebro la sección de Javier Romero en Duro de Domar. Lo felicito y comparto su blog, para los que no lo conocen pueden ingresar haciendo click AQUÍ.

Muy buen periodista NACyPOP y buen corrector, por que no.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...